El Signe Dels Temps – Senior i el Cor Brutal #CIErraloConArte #CIEsNO

Senior i el Cor Brutal s’uneix al projecte #CIErraloConArte de la Campanya pel tancament dels Centres d’Internament d’Estrangers i la fi de les deportacions https://ciesno.wordpress.com/category/cierralo-con-arte/  i ens envia el seu missatge demanant el tancament dels Centres d’Internament d’Estrangers

Anuncios

Pasan inadvertidas – Eva Serós Quintero || #CIEsNO #CIErraloConArte

Pasan inadvertidas

hasta que el vidrio de sus ojos les delata.

Viajan al pasado y envejecen.

Oscurecen.

Se retuercen sus entrañas en cada recuerdo

cuando miras dentro,

y la tormenta aparece.

¿Dónde se esconden los miedos

de quienes una vez renacieron?

Pasan inadvertidas,

como si no fueran nadie, ni nada valieran.

Gentes sin nombre, errantes.

Cifras ascendentes.

Desesperan sus ansias por derechos que les niegan,

y se queman en la fila

por un papel que lo diga.

¿Cuándo dejamos que un sello

valiese más que una vida?

Pasan inadvertidas

sobre el asfalto de un lugar ajeno que les rechaza.

Caminan diferente

entre mentes ausentes

de quienes nada saben, ni se imaginan

qué se siente al mirar dentro

de una superviviente.

¿Y para cuándo la empatía

será señal de rebeldía?

 

“Pasan inadvertidas” de Eva Serós Quintero que pertenece Al Cuadrado Solidario y a Refugeless

Hay que cerrar los Centros de Internamiento de Extranjeros, no reformarlos

El Delegado del Gobierno de la Comunitat Valenciana, Juan Carlos Fulgencio, declaraba ayer que los Centros de Internamiento para Extranjeros (CIEs) no son una solución satisfactoria para el nuevo gobierno de Pedro Sánchez, y dejaba entrever la intención de revisar la función de los mismos y la posibilidad de cerrarlos. Para la Campaña por el Cierre de los CIEs y el fin de las deportaciones tales declaraciones aportan aliento al objetivo que desde hace años se mantiene: el cierre definitivo de los Centros de Internamiento.

Sin embargo, hay que recordar que fue el PSOE quien creó estas cárceles para personas migrantes y el que en repetidas ocasiones ha defendido su existencia. De hecho, el propio ministro Marlaska así lo manifestaba la pasada semana. Por tanto, si el Delegado quiere que la ciudadanía le crea, bastaría con que ordenase el cierre inmediato del CIE de Zapadores, ubicado en la ciudad de Valencia.

Según la Campaña por el Cierre de los CIEs y el fin de las deportaciones, resulta una evidente contradicción que el nuevo Delegado declare su postura en contra de los actuales CIEs y afirme al mismo tiempo que el CIE de Zapadores está “en buenas condiciones”.

Entre los principales objetivos de la Campaña CIES NO está el detectar y denunciar las vulneraciones de derechos que se producen en los CIEs, partiendo del hecho de su propia existencia como centros de reclusión y privación de libertad. En este sentido, contrariamente a lo afirmado por el Delegado del Gobierno, las condiciones del CIE de Zapadores no son buenas, y son muchas las vulneraciones de derechos humanos que tienen lugar allí dentro: deficiencias en las condiciones de las celdas, limitación de asistencia sanitaria, ausencia de intérpretes, trato desigual entre hombres y mujeres, intimidaciones, vejaciones, etc.

En Valencia, la Campaña por el Cierre de los CIEs y el fin de las deportaciones lleva años denunciando las condiciones y consecuencias que tiene para las personas el hecho de ser retenidas en centros de internamiento. Su objetivo nunca ha sido que el gobierno central, que es quien tiene la competencia efectiva sobre tales Centros, los reforme o embellezca, como pretendió el anterior ministro del Interior, Juan Ignacio Zoidio. La exigencia de años de lucha de la Campaña siempre ha sido la clausura de cada uno de los siete Centros de Internamiento de Extranjeros existentes actualmente en el territorio español, pues no entiende cómo se puede conjugar un Estado de Derecho con la privación de libertad de personas que no han cometido ningún delito.

Para la Campaña CIEs NO, si el Delegado Juan Carlos Fulgencio y el nuevo gobierno tienen una voluntad firme y sincera de respetar los derechos humanos de las personas migrantes deberían demostrarlo con el cierre definitivo de estos centros, donde impera la opacidad y arbitrariedad.

Concentración en la puerta del CIE de Zapadores (València)

Concentración en la puerta del CIE de Zapadores (València)

18-D. Manifiesto de los colectivos y organizaciones sociales y plataformas de entidades que defendemos los derechos de las personas migrantes

Hoy, como cada 18 de diciembre, desde hace diez años, ciudadanas, asociaciones, organizaciones y colectivos de la ciudad de Valencia nos movilizamos en el día de los derechos de las personas migrantes con el fin de evidenciar la situación que vivimos las personas migrantes en el Estado español.

Queremos poner de manifiesto que la Unión Europea y el Estado español son responsables directos del saqueo, la explotación y la esclavitud de nuestros pueblos, que han sido sometidos a la crueldad de las guerras, las crisis económicas y alimentarias, lo que nos obliga a salir de nuestros países de origen. La Unión europea y el Estado español son también responsables de las políticas represivas que causan miles de muertes cada año en el mediterráneo y encierran a miles de personas inocentes en centros de internamiento de extranjeros.

Por ello, denunciamos:

– Que el Estado Español y los estados europeos invierten ingentes cantidades de dinero público en mantener un dispositivo militar y policial para blindar sus fronteras y frenar la llegada de personas que huyen de territorios devastados, expoliados y empobrecidos como consecuencia de las políticas económicas capitalistas. Es este control de fronteras el que provoca la muerte de miles de personas que se dejan la vida intentando alcanzar suelo europeo.

-Que el control de fronteras propicia, además, el tráfico y la trata de seres humanos, condenando a la explotación sexual a millones de niñas y mujeres que son prostituidas de forma forzosa en territorios europeos.

-Que las políticas europeas de control de fronteras condenan a miles de personas a la esclavitud y la estancia en campos de detención como los que en la actualidad existen en Libia y en otros países en los que a diario se venden seres humanos, una lacra que no podemos permitir ni un minuto más.

-Que las políticas migratorias europeas y españolas favorecen un entramado represivo, que criminaliza a las personas migrantes con el fin de facilitar su explotación en favor de intereses económicos y políticos internos.

-Que, a pesar de las condenas por parte de las Naciones Unidas, el Estado español sigue practicando sistemáticamente identificaciones y redadas policiales por perfil étnico, que intoxican a nuestra sociedad y propagan el miedo y la represión de la población migrante, como comprobamos a diario en las calles de nuestra ciudad.

– Que la mera existencia de los CIE viola los derechos y libertades fundamentales de centenares de personas en el Estado español, la Unión Europea y los países de tránsito. Esto se agrava por las denuncias que se han producido y se producen sobre agresiones, torturas, falta de atención médica y abusos sexuales.

-Que el Gobierno español, con nuestros impuestos, organiza y paga vuelos de deportación en los que se expulsa a las personas migrantes a sus países de origen contra su voluntad en condiciones lamentables y con los que se lucran compañías aéreas con contratos millonarios.

-Que la Ley de Extranjería es un mecanismo de exclusión social que permite y favorece la explotación laboral salvaje de mujeres y hombres migrantes en sectores precarizados como el empleo doméstico, la agricultura o la hostelería con horarios, sueldos y condiciones indignas.

Por todo ello, exigimos:

– El estricto cumplimiento de la Declaración Universal de Derechos Humanos, y con ello el cese de la represión y la violencia institucional, la identificación de los culpables, la depuración de responsabilidades y la reparación a las víctimas de las políticas represivas de control de fronteras.

– El cese de la criminalización de las personas migrantes y de las luchas antirracistas.

-La derogación de la Ley de Extranjería y de todos los instrumentos jurídicos que impiden el legítimo derecho a migrar y el derecho a encontrar refugio en un territorio seguro.

– El cierre del CIE de València y de todos los Centros de Internamiento de Extranjeros, incluido el cierre de la cárcel de Archidona como Centro de Internamiento de Extranjeros y la paralización del nuevo CIE de Algeciras ¡No queremos CIEs, ni nuevos ni renovados!

– La derogación inmediata, urgente y sin condiciones de la Directiva Europea de Retorno, más conocida como ‘Directiva de la Vergüenza’, normativa que permite la existencia de los CIE

– El fin de las redadas racistas, los vuelos de deportación, las deportaciones exprés y las devoluciones en caliente.

-El cese inmediato de la persecución a quienes simplemente tratan de sobrevivir, con actividades como la venta ambulante (manteros) o aparcando coches.

-Que el Estado español reconozca los derechos económicos, sociales y civiles de todas las personas migrantes, incluido el derecho al voto y la participación política como sujetos de pleno derecho.

-Que el Estado español firme y ratifique la Convención Internacional para los Derechos de los Trabajadores Migrantes y sus Familias que proteja los derechos laborales de las personas independientemente de su situación administrativa

– La derogación inmediata en todo el Estado del Real Decreto-Ley 16/2012, que supone un auténtico apartheid sanitario y pone en riesgo la salud de miles de personas.

– El cumplimiento de los compromisos internacionales en materia de trata, la protección a las víctimas y la desarticulación de los entramados que la posibilitan.

-La garantía del derecho de asilo en virtud de la Carta de los Derechos Fundamentales de la Unión Europea, incluyendo el respeto del principio de no devolución, y todas las obligaciones jurídicas derivadas de la Convención de Ginebra de 1951 y del Protocolo de Nueva York de 1967 sobre el Estatuto de los Refugiados.

-Que se generen mecanismos para facilitar la llegada de los solicitantes de asilo, implementando visados humanitarios para las personas de países en conflicto.

-Que se faciliten la solicitud de asilo en las fronteras, las embajadas y consulados, proporcionando vías legales y seguras para toda persona solicitante de asilo.

-Por último, exigimos el fin de la externalización de fronteras, mediante la inmediata anulación de todos los acuerdos bilaterales sobre políticas comerciales, la política de visados y la ayuda al desarrollo con terceros países: exigimos la anulación del acuerdo de readmisión entre los Estados español y marroquí y el acuerdo entre la UE y Turquía, así como el fin de toda negociación con Libia y los países de tránsito hacia la Unión Europea.

¡BASTA DE CONTROL DE FRONTERAS Y MUERTES EN EL MAR!

¡NO A LA ESCLAVITUD EN LIBIA!

¡NO A LA XENOFOBIA Y AL RACISMO INSTITUCIONAL!

¡NINGUN SER HUMANO ES ILEGAL!

 

DIA INTERNACIONAL PELS DRETS DE LES PERSONES MIGRADES.

El pròxim 18 de desembre, dia Internacional pels Drets de les Persones Migrades i les seues famílies, eixirem junt amb moltes altres ciutadanes i ciutadans, una vegada més amb ràbia continguda.

Ràbia, perquè és la emoció que ens provoca el no entendre, i menys acceptar, com podem viure en un món on es s’exalten i justifiquen les diferències culturals, religioses, d’origen, d’estat socio-econòmic, idiomàtiques… per menysprear a persones amb les que hi convivim en el nostre dia a dia.

Ràbia per saber i confirmar que de forma continuada i sense més explicació, que la defensa d’una Europa Fortalesa buida de drets, els governs europeus posen tota la seua mira intencionadament en fer vorer-nos uns altres, i uns nosaltres…

Qui som nosaltres… ens agradaria saber? Qui són els altres?

Nosaltres, la Campanya CIEsNo de València, eixirem al carrer perquè tenim clar qui són ells, els governs europeus. Governs que no dubten en utilitzar tots els mecanismes possibles per tal de confrontar-nos, per tal de justificar-se en les barbaries que comenten, en traure’s de sobre les responsabilitats, per mostrar-nos que les institucions que representen estan per sobre la legalitat i la no legalitat.

Un dels principals mecanismes de coerció sobre les persones migrades és el manteniment d’una llei d’estrangeria que permet i sustenta l’engranatge d’un circuit pervers en aquest país, i en tota Europa de repressió cap a les persones migrades. Circuit que comença amb la violència en les fronteres, contínua amb la violència de les batudes racistes, prossegueix amb la pròpia reclusió en els CIE i culmina, de forma aferrissada amb les violentes expulsions a través dels Ferrys, vols col.lectius, etc.

Justifiquen amb motius d’excepcionalitat, un procediment il.legal, com és retenir persones que no han comès cap delicte, en la presó d’Archidona. També hauria de ser una excepcionalitat el privar de llibertat a persones en situació administrativa irregular, i s’ha convertit en una pràctica corrent.

Els CIE son centres no penitenciaris, dependents del Ministeri de l’Interior, en els quals es deté fins a 60 dies a persones estrangeres que estan sotmeses a expedients d’expulsió, tornada o devolució. Per a la Campanya CIEsNo de València, descriure què és un CIE de forma contundent i ràpida, és molt simple: és la vergonya i la misèria dels estats i les societats racistes que permeten la seua existència.

Tot i que la llei estableix que l’internament en un CIE ha de ser una mesura excepcional, les xifres indiquen que el 70% de les persones internades en un CIE finalment no es deportada. Ens alarma, que les mesures d’excepcionalitat, es tradueixen en una declaració ferma i no fonamentada, de criminalitzar a les persones migrades.

Continuem sense poder-nos explicar, com el nostre govern que ha estat denunciat per organismes internacionals de defensa dels DDHH, alça tanques amb ganivetes i no escolta les crides de socors de les persones tornant-les als llocs dels que venen fugint. A cas no sap, que hi té responsabilitats de salvaguardar vides, no de propiciar a que les perguen o siguen venudes? En lloc d’assumir les seues responsabilitats , criminalitza a les ONGs i persones que el seu treball és oferir ajuda i salvar vides en el mar.

Ens preguntem si és ètic destinar partides pressupostaries en el manteniment d’aquesta repressió cap a les persones migrades. El Govern Espanyol té signat un contracte al grup format per Air Nostrum i Barceló Viatges, a les quals destinarà 11.880.000 euros en 2017 i 2018 amb l’objectiu de repatriar persones en vols col·lectius, anomenats de la vergonya. La UE ha dotat a la nova Agència Europea de Fronteres 238 milions d’euros l’any passat, quantia que s’aniran incrementant gradualment fins als 322 milions del 2020. A més, recalcar que el cost dels Centres d’Internament d’Estrangers és d’aproximadament 8,8 milions d’euros anuals (exclosa la partida de personal).

De debò ens interessa com a societat destinar una enorme quantitat de diners a excloure a unes persones amb les quals convivim, que són les nostres veïnes i que aporten amb la seua vida al desenvolupament de la comunitat?

Dilluns 18 de Desembre, Dia Internacional pel Dret de les Persones Migrades i les seues famílies, eixirem un any més al carrer, la ciutadania, les organitzacions i els moviments convocats com una mostra més de la lluita per la llibertat, la vida i la dignitat de totes les persones, sense excepció de raça, ideologia, religió, nacionalitat, sexe/gènere, identitat o orientació sexual.

Juntes i junts, lluitarem per la defensa dels Drets Humans, i no cessarem fins que l’Estat Español tanque tots els CIE, done fi a les deportacions forçades i respecte la llibertat de circulació de tota persona.

Gema Siscar i Pablo Flors.

Portaveus de CIEsNo València.

 

Las promesas del Ministro del Interior tratan de esconder la actual regresión de derechos en los Centros de Internamiento de Extranjeros

Cast/Val

[Nota de prensa de la Campaña Estatal por el cierre de los Centros de Internamiento de Extranjeros y el fin de las deportaciones]

 

La propaganda del Ministerio del Interior trata de esconder sin éxito la actual regresión en materia de derechos en los CIE, como demuestra el uso de prisiones para la privación de libertad de personas extranjeras, algo absolutamente prohibido por la ley.

El petulante anuncio del Ministerio del Interior no evitará que se reproduzca el ADN de los CIE y la vulneración sistemática de derechos, dado el régimen policial y la ilegitimidad de la privación de libertad de las personas extranjeras.

Las organizaciones sociales convocan movilizaciones para el 30 de Noviembre contra el nuevo centro anunciado en Algeciras, por el cierre de los CIE y el fin de las deportaciones.

En el día de ayer, 27 de noviembre del 2017, el Ministro del Interior Juan Ignacio Zoido ha anunciado la construcción de un nuevo CIE en Algeciras. No es la primera vez en la historia que un anuncio o una inauguración de un CIE sirve como una campaña de lavado de imagen para unas instituciones que son espacios de vulneración de derechos por su mera existencia, que cuentan con el rechazo de la sociedad y de las organizaciones sociales. Así sucedió en 1988 con la inauguración del hotelito como fue denominado el CIE de Moratalaz (un sótano sin ventilación) donde el propio Director fue imputado por torturas. De la misma forma, en 2005 el CIE de Aluche fue considerado un nuevo modelo de CIE que incluso ganó un premio de arquitectura; sin embargo, no se habilitaron baños en las habitaciones hasta que las quejas de los internos y diversas organizaciones sociales dieron lugar a autos judiciales de los Jueces de Control. La vulnerabilidad ha persistido costando la vida a varias personas, como Samba Martine e Idrissa Diallo.

Los años de lucha por el cierre de los CIE han demostrado que frente a la propaganda y las declaraciones oficiales son los hechos y la realidad presente la que debe ser juzgada y la que constituye el verdadero modelo de internamiento. También se ha hecho evidente que en estos momentos existe una gran regresión en materia de derechos y garantías. La semana pasada se conocía con estupor como cerca de 500 personas habían sido trasladadas al centro penitenciario de Archidona, algo prohibido expresamente por la ley de Extranjería. Precisamente esta posibilidad suscitó un recurso de inconstitucionalidad a la Ley de Extranjería de 7/1985 (Sentencia del Tribunal

Constitucional 115/1987, de 7 de julio). No en vano se ha presentando una denuncia ante la fiscalía en el día de ayer denunciando estos hechos. El Ministro del Interior justifica esta regresión apelando a una situación excepcional, como si las garantías de derechos pudieran suspenderse por la voluntad o la incapacidad de los representantes públicos.

Es una realidad que todos los CIE existentes poseen graves problemas en sus instalaciones, que incluso han estado a punto de suponer su cierre al no ajustarse a lo establecido en el Reglamento. Más grave aún que el estado de las instalaciones lo es el hecho de que se esté internando a personas por una mera falta administrativa, como es la estancia irregular.

Diferentes organizaciones, asociaciones (hasta sindicatos policiales) e, incluso, Ayuntamientos y Parlamentos autonómicos han reclamado en los últimos años el cierre de los Centros de Internamientos para Extranjeros. Por esta razón, el anuncio realizado por el Ministro del Interior supone el derroche de recursos públicos en unas instituciones que cuentan con un gran rechazo social y que son verdaderos agujeros negros del derecho.

La historia ha demostrado que estos petulantes anuncios suelen dar lugar a instituciones que reproducen una y otra vez un mismo patrón: su mera existencia genera sufrimiento y violaciones sistemáticas de derechos humanos. Precisamente porque todos los derechos quedan supeditados a la seguridad y el control, decidido de forma arbitraria por los agentes de policía que gestionan estos centros. Una arbitrariedad que se torna impunidad ante la inaccesibilidad de estas instituciones policiales a las organizaciones sociales y que ha dado lugar a muertes, violaciones, torturas, malos tratos, abusos…

Por todo esto mostramos nuestro más firme rechazo a la apertura de un nuevo CIE y convocamos a las diferentes manifestaciones que se realizarán el próximo jueves 30 de Noviembre, a lo largo de todo el territorio, ante el Ministerio de Interior, ante los CIE o ante las delegaciones del gobierno, para reclamar el cese de las políticas represivas, el fin del internamiento y el fin de las deportaciones.

 

Les promeses del ministre de l’Interior tracten d’amagar l’actual regressió de drets en els Centres d’Internament d’Estrangers

La propaganda del Ministeri de l’Interior tracta d’amagar sense èxit l’actual regressió en matèria de drets en els CIE, com demostra l’ús de presons per a la privació de llibertat de persones estrangeres, cosa absolutament prohibida per la llei.

L’anunci petulant del Ministeri de l’Interior no evitarà que es reprodueixi l’ADN dels CIE i la vulneració sistemàtica de drets, donat el règim policial i la il·legitimitat de la privació de llibertat de les persones estrangeres.

Les organitzacions socials convoquem mobilitzacions el proper 30 de novembre contra el nou centre anunciat a Algesires, pel tancament dels CIE i la fi de les deportacions.

Ahir, 27 de novembre del 2017, el ministre de l’Interior Juan Ignacio Zoido va anunciar la construcció d’un nou CIE a Algesires. No és la primera vegada en la història que un anunci o una inauguració d’un CIE serveix com una campanya de rentat d’imatge per a unes institucions que són espais de vulneració de drets per la seva mera existència, i que compten amb el rebuig de la societat i de les organitzacions socials. Així va succeir el 1988 amb la inauguració de l’hotelet com va ser anomenat el CIE de Moratalaz (un soterrani sense ventilació) on el propi director va ser imputat per tortures. De la mateixa manera, el 2005 el CIE d’Aluche va ser considerat un nou model de CIE que fins i tot va guanyar un premi d’arquitectura; però, no es van habilitar banys a les habitacions fins que les queixes dels interns i diverses organitzacions socials van donar lloc a actuacions judicials dels jutges de Control. La vulnerabilitat ha persistit i ha costat la vida a diverses persones, com Samba Martine i Idrissa Diallo.

Els anys de lluita pel tancament dels CIE han demostrat que, enfront de la propaganda i les declaracions oficials, són els fets i la realitat present la que ha de ser jutjada i la que constitueix el veritable model d’internament. També s’ha fet evident que a hores d’ara hi ha una gran regressió en matèria de drets i garanties. La setmana passada es coneixia amb estupor que prop de 500 persones havien estat traslladades al centre penitenciari d’Archidona, cosa prohibida expressament per la llei d’Estrangeria. Precisament aquesta possibilitat va suscitar un recurs d’inconstitucionalitat a la Llei d’Estrangeria de 7/1985 (Sentència del Tribunal Constitucional 115/1987, de 7 de juliol). No en va ahir es va presentar una denúncia davant la fiscalia denunciant aquests fets. El ministre de l’Interior justifica aquesta regressió apel·lant a una situació excepcional, com si les garanties de drets es poguessin suspendre per la voluntat o la incapacitat dels representants públics.

És una realitat que tots els CIE existents posseeixen problemes greus en les seves instal·lacions, que fins i tot han estat a punt de suposar el seu tancament (en no ajustar-se a allò que estableix el Reglament). Més greu encara que l’estat de les instal·lacions ho és el fet que s’estigui internant persones per una simple falta administrativa, com és l’estada irregular.

Diferents organitzacions, associacions (àdhuc, sindicats policials) i, fins i tot, Ajuntaments i Parlaments autonòmics han reclamat en els últims anys el tancament dels Centres d’Internaments per a Estrangers. Per aquesta raó, l’anunci fet pel ministre de l’Interior suposa el malbaratament de recursos públics en unes institucions que provoquen un gran rebuig social i que són veritables forats negres del dret.

La història ha demostrat que aquests anuncis petulants solen donar lloc a institucions que reprodueixen una vegada i una altra un mateix patró: la seva mera existència genera sofriment i violacions sistemàtiques de drets humans. Precisament perquè tots els drets queden supeditats a la seguretat i el control, decidit de manera arbitrària pels agents de policia que gestionen aquests centres. Una arbitrarietat que es torna impunitat davant la inaccessibilitat d’aquestes institucions policials per a les organitzacions socials i que ha donat lloc a morts, violacions, tortures, maltractaments, abusos …

Per tot això mostrem el nostre rebuig més ferm a l’obertura d’un nou CIE i convoquem a les diferents mobilitzacions que es realitzaran el proper dijous 30 de novembre, al llarg de tot el territori, davant del Ministeri d’Interior, davant dels CIE o davant les delegacions del govern, per tal de reclamar el cessament de les polítiques repressives, la fi de l’internament i la fi de les deportacions.

31 d’octubre concentració al CIE de Sapadors (València) // 31 de octubre concentración en el CIE de Zapadores (València) #CIEsNO

Dimarts 31 d’octubre a les 19h, com cada últim dimarts de mes, concentració en la porta blava del CIE de Sapadors (València) per a exigir el seu tancament
——————————————————————————
Martes 31 de octubre a las 19h, como cada último martes de mes, concentración en la puerta azul del CIE de Zapadores (València) para exigir su cierre

39 internos en el CIE de Zapadores (Valencia) denuncian la vulneración de los derechos humanos en el CIE #CIEsNO

Valencia, 1 de Octubre de 2017.-  Treinta y nueve migrantes internados en el Centro de Internamiento de Extranjeros (CIE) de Zapadores de Valencia han denunciado este jueves 28 de septiembre ante el Juzgado Nº3 de Valencia y ante la defensoría del Pueblo la “situación deplorable” en la que se encuentran, tras varias quejas al director del CIE sin obtener respuesta por parte de este. La denuncia incluye violaciones de los derechos humanos como “la policía responde de manera agresiva y violenta llevándoles una celda pequeña sin cámaras, que usan para golpear a los internos para callarlos, provocando de esa manera el pánico general”.

La queja que han firmado 39 internos del CIE de Valencia hace referencia a diferentes aspectos que hacen que las condiciones del CIE de Zapadores (Valencia), para los internos, sean insostenibles: el agua fría de las duchas, que siguen teniendo que orinar en botellas por la noche ya que las celdas no tienen baño y la policía no les permite ir, o entradas nocturnas de la Policía Nacional haciendo imposible el descanso. “Se vive con miedo noche y día sin saber cuál va ser el siguiente en recibir un golpe” alegando que reciben empujones sin motivo alguno. El pasado agosto se presentaron dos denuncias ante el juez por intentos de suicidio y autolesiones al no “soportar el trato recibido”.

Los internos del CIE alegan que “nos tratan como animales” refiriéndose a la Policía Nacional y que existe un trato discriminatorio. Y también que se produce “la prohibición ocasional de practicar la religión libremente o bien instarles a hacerlo en situaciones degradantes o irrespetuosas”, recibiendo “golpes con la porra durante el rezo”.

Asimismo queda reflejado en el CIE el retorno de los chinches que, los internos, “ven corretear por sus celdas”. Recordemos que estos insectos provocaron el cierre de este espacio durante varios meses en octubre del 2016 para sus “desinfección”. Constando de la existencia de chinches desde el 2014. A este respecto la portavoz de la Campaña CIEs NO ha dicho que “En estos tres años no se ha hecho nada por solucionar esta situación, y todas las iniciativas que se han presentado no han tenido ningún efecto. Es inaceptable”.

La queja viene unos días después de que en los Centros de Internamiento de Extranjeros de Barcelona y Madrid se sucedan casos muy similares de quebrantamiento de los derechos humanos de estos centros además de malos tratos y humillaciones por parte de los fuerzas y cuerpos de seguridad del estado que custodian estos centros.

Recordamos que Centros de Internamiento de Extranjeros son parte del entramado de racismo institucional de España y de la Unión Europea que se basa en la violencia y en la exclusión

Por todo ello la Campaña por el cierre de los Centros de Internamiento de Extranjeros exigimos que:

-Que el Juzgado ponga en práctica medidas correctoras de los hechos que se exponen en la denuncia que garanticen los derechos de las personas privadas de libertad.

-Que, ante la imposibilidad de la Administración de facilitar unas condiciones de habitabilidad dignas, salubres, e higiénicas para las personas privadas de libertad que se encuentran bajo su autoridad, se clausuren las instalaciones del Centro de Internamiento de Extranjeros de Zapadores.

-Que se cierre de forma permanente el Centro de Internamiento de Extranjeros de Valencia, espacio que, con su mera existencia, vulnera los derechos humanos de las personas, y en el que se han interpuesto más de treinta denuncias por palizas, maltrato y humillaciones.